Últimos nombramientos
Número 7. Verano 2018 2018
14/05/2018 / Alejandro Gesteira

Laboratorios LETI presenta su Baby Sebamed Leche Solar, para disfrutar del sol sin riesgos

Entre un 50 % y un 80 % del daño inducido por la exposición solar que una persona recibe durante toda su vida tiene lugar durante la infancia y la adolescencia.

 

Laboratorios LETI, especializado en el cuidado de la piel de toda la familia, ha presentado Baby Sebamed Leche Solar SPF 50+, concebido para la protección solar de los más pequeños de la casa, con el fin de que puedan disfrutar del sol, pero sin correr riesgos.


Baby Sebamed Leche Solar SPF 50+ contiene un sistema de protección muy eficaz frente a los rayos UVA/UV (los absorbe hasta en un 98%), que combinado con micropigmentos previene los efectos nocivos del sol. Sin parafina, ni parabenos y sin  alcohol ni colorantes, aporta vitamina E (para proteger las células de la piel) y provitamina B5, que actúa como regenerante celular.
Está clínicamente demostrado que Baby Sebamed Leche Solar SPF 50+ favorece el desarrollo del manto ácido de la piel al estar formulado a pH de 5,5. El manto ácido es una fina capa de la piel que, con su pH de 5,5, actúa como defensa de infecciones y enfermedades. Por ello, la formulación de Baby Sebamed ayuda a mantener la barrera protectora natural de la piel del bebé, evitando irritaciones y alergias.


Algunos niños son sensibles a la luz del sol y pueden desarrollar erupciones solares, debido a lo delicado de su piel, ya que las glándulas sudoríparas y sebáceas no actúan en ellos todavía de forma protectora. Por eso, en primavera y verano es preciso acentuar las precauciones, sobre todo en la playa, en la piscina o a la hora de realizar actividades al aire libre
Se calcula que entre un 50% y un 80% del daño inducido por la exposición solar que una persona recibe durante toda su vida tiene lugar durante la infancia y la adolescencia. De ahí la importancia de extremar la atención en estas etapas de la vida. Y se recomienda, sobre todo, vigilar la exposición al sol de los bebés, ya que su piel es más fina y todavía no produce la cantidad adecuada de melanina.  


Los expertos recomiendan que los bebés menores de seis meses no permanezcan expuestos a la radiación solar directa. En cualquier caso, para protegerlos del sol hay que tener en cuenta una serie de medidas: utilizar siempre gorro, gafas de sol, ropa apropiada (algodón y lino) y no exponerlos nunca al sol durante las horas centrales del día (de 11 a 16 horas), además de emplear un fotoprotector específico para ellos, altamente hidratante y libre de perfumes y conservantes.

 

Beauty Cluster Barcelona